ECOS DEL VACÍO

lagrimas

No es lo mismo abrazar

Que abrasar

Porque el canario es de sangre caliente

Pero cuando la sangre es de la isla

 

El canario solo llora

Llora resina el pino canario

Tamadaba y todos nuestros barrios

Mirada al frente sin descansar

Una mirada que pide lluvia sin demora

Este incendio forestal

Me quema el alma

Las Palmas implora

Mi isla arde sin cesar

Y sólo vemos pasar las cenizas

El cielo marrón se torna

se levanta una infernal brisa

El sol naranja refleja este llanto

La calima inunda lo que el agua no tanto

Agosto se convierte en pesadilla

Que ahora el monte negro arrasa

Y mientras tanto

Sin cesar este espanto

Las brasas saltan

Las casas crean eco del vacío

Aullidos de dolor

Alaridos tras esta inminente secuela

Que infunde miedo y dolor

Porque nuestro monte

Se quema

LEYVA OJEDA PEÑATE

 {jcomments on}

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.