DE LA SIERRA A LA COSTA (6 Y FINAL)

Maravillosa jornada del viernes santo en Andalucía, no faltaron tronos acorazados de pasión, un pueblo entregado en devoción y una fiesta para el turismo en una segunda línea permisiva. Es increíble como lo vive la gente aislados en entregas, los que están inmersos en su regocijo de fe religiosa, los que buscan su tributo a un Dios todopoderoso y lleno de misericordia, no faltaban los que acompañaban en el sufrimiento yendo descalzos bajo los capirotes, que no se quitaban en todo el día. Un misterio más de estos actos de flagelación humana por el amor de un hombre. Sin embargo, el turista se pasea encantado, cubriendo sus espacios, interaccionando su fiesta sin afectar sus convicciones y activando el milagro de la curiosidad humana por conocer tantos misterios.

Andalucía entera es arte, tradición y folclore, es una rica cultura que abarca todos los géneros de la sagrada vida, desde la sierra hasta la costa, desde sus monumentos milenarios hasta la gracia de su gente. La gente del sur. 

Despertar en Ronda un día más y preparar el regreso a casa, cansados de tantas emociones es grato y la sensación de haber exprimido el tiempo en un tour maravilloso, lleno de autenticidad, vivido a ras de suelo, en la piel de su gente, interaccionando con el pueblo llano, sus modos de vida, sus fiestas más antológicas de creencias humanas. Una cultura cruzada e invadida por otras mil culturas, pero con una potente identidad que les ampara bajo el sol de justicia y el cante jondo de sus pasiones. 

Enfilamos a la sierra malagueña, esta vez, para conocer la cara costera de la ciudad del dólar español, y el milagro del señor Gil: Marbella. El descenso desde la cumbre de Ronda, bajando por San Pedro de Alcántara, nos revela una carretera -Road Race- rápida y peligrosa, por el desnivel, que recuerda las señales de tráfico informativas, sobre todo a los motoristas, que en los últimos cinco años ha habido 6 víctimas, muchas motos y grupos suben los fines de semana a Ronda, por esta serpiente de cascabel, peligrosa y atractiva. 

Torremolinos, Benalmádena, Mijas, Torre del mar, etc. Es un salpicado de chalets y complejos turísticos de primer nivel, alternados por Villas de mucho caché y salpicados de pinos mediterráneos que apenas dejan entrever las olas del mar del estrecho, La autopista del mediterráneo se mezcla con tramos de peaje, para salvar la concentración de población y avanza por la costa cruzando macizos montañosos camino de Málaga. 

Ya nos sentimos como si hubiéramos vivido cien vidas en tan solo una semana, el recuerdo de cada día de experiencia y rodaje por tantos lugares fantásticos nos otorga el plus de una experiencia increíble, pero obviamente, reconocemos que solo hemos palpado y hurgado apenas, como quien rasca la piel de Andalucía y descubre que hay muchísimo más que estas sagradas experiencias, que las tierras del sur, dan para una enciclopedia Canarias Ibérica. 

Y el remate final, en la espera del vuelo de regreso, decidimos probar suerte al museo automovilístico de la moda y el arte, ya que el primer día, nos quedamos con la miel en los labios. Bingo abierto, espléndido, maravilloso. Qué nivel de museo. Sinceramente todas las ciudades deben tomar nota, ya que en todas partes hay miles de coleccionistas y su material nunca se disfruta, salvo algunas ferias. Han sabido combinar con increíble ingenio y buen gusto la historia del automóvil y el arte de la alta costura, a través del tiempo. 

El automóvil como arte, explícito con toda su evolución, que maravilla de exposición permanente en un edificio público abierto, espacioso, distribuido, a doscientos metros de la playa, bajo una arquitectura señorial de estilo clásico. Simplemente equilibrado, digno de visita. Abre siempre y la oferta es espléndida. 

Comenzaba contando que todo tenía un principio y un fin el de esta edición de Canarias-Ibérica, llegó a su final, con la sensación agradable de haber vivido y compartido sensaciones de esta experiencia que aconsejamos. La tecnología nos permite viajar en el tiempo y contar en el tiempo y eso es una asignatura en la que invitamos hacer tesis de vida a todos los amigos de las motos, porque con ellas el mundo es más hermoso y el conocimiento más afortunado.

FELI SANTANA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.